Menu

Hospital militar, para legisladores, diplomáticos, funcionarios y cercanos a AMLO: Guacamaya leaks


 El hackeo de Guacamaya leaks a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) reveló que el Hospital Central Militar es utilizado por legisladores, diplomáticos, funcionarios públicos, familiares y personas cercanas al presidente Andrés Manuel López Obrador, pese a que no son derechohabientes del Instituto de Seguridad Social para las Fuerzas Armadas Mexicanas (ISSFAM).

Los correos hackeados muestran que funcionarios, legisladores y familiares fueron atendidos en la pandemia del COVID-19, justo cuando miles de mexicanos requerían atención en hospitales públicos realizando largas filas.

Revelan que el titular de la Sedena, Luis Crescencio Sandoval, fue notificado de alta médica tras padecer COVID-19, de una tía de la secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, Rosa Icela Rodríguez Velázquez.

Señalan que el senador de Morena y líder sindical minero, Napoleón Gómez Urrutia, estuvo hospitalizado en la sala de ortopedia en noviembre de 2020, con prueba positiva a COVID-19.

Mencionan que Nohemí Leticia Ánimas Vargas, coordinadora nacional de Becas para el Bienestar y Francisco Daniel Rivera, obispo auxiliar de la Arquidiócesis de México, también fueron atendidos en dicho hospital, y que ambos fallecieron por COVID-19 en enero de 2021.

Los documentos hackeados señalan que los suegros y un cuñado de Jorge Nuño Lara, ex titular de la Unidad de Inversiones de la Secretaría de Hacienda, fueron internados en cuartos de ortopedia de la sección de mujeres, cirugía de hombres y de la unidad de terapia intensiva, en octubre de 2020.


Compártelo:

Categorías relacionadas:

Salud

Anuncio

Educación

Visitantes